Policía despedido por tener relaciones íntimas en el trabajo por culpa de un iPad


Las opciones de sincronización, seguridad y rastreo en iOS son una de las cosas que más valor le dan a todo el ecosistema que rodea a los usuarios de iPhone y iPad. En cuestión de seguridad, la función de Buscar mi iPad permite localizar a ladrones como el reciente del italiano que se fue de vacaciones o el bochornoso caso del inspector de aeropuerto que se encontró un iPad casualmente. 

20140517-165846.jpg

Publicidad

Sin embargo, el caso que os traemos hoy le ha jugado una mala pasada al legítimo dueño del equipo. Un agente de policía de Florida (EEUU) ha sido despedido por mantener relaciones con una compañera durante el trabajo. Al margen de lo vergonzoso que parecerá a muchos que dediquen las horas por las que te pagan a estos menesteres, es curiosa y embarazosa la forma en que les han pillado.
 
Durante los dos meses que duró la relación el policía se cruzó con su amante cerca de 7.000 mensajes en los que se iban poniendo a tono antes de quedar, con hormonas más propias de adolescentes. El problema surgió cuando todos esos mensajes se sincronizaron accidentalmente con el iPad de su esposa. Imaginad lo que opinaría la esposa cuando leyó todas esas conversaciones privadas, la mayoría no aptas para todos los públicos. 

Entre las lindezas que se cruzaron había frases como estas:

Él: ¿Llevas hoy tu sugerente uniforme de policía?
Ella: Claro, por algo estoy ahora en mi trabajo de oficial de policía.
Él: Genial, yo también. 
Ella: Qué caliente…

Había otras mucho más explícitas que no se han divulgado, incluyendo fotos de partes íntimas. El agente fue despedido cuando sus jefes confirmaron las actividades a las que dedicaba sus horas laborales. La otra agente implicada dimitió antes de que le llegara la previsible carta de despido. 

Hay personas (parejas, padres e hijos, etc.) que comparten un mismo ID de Apple en varios dispositivos. Eso tiene sus ventajas puesto que una app comprada está disponible en todos los dispositivos. Si hay confianza también sirve para compartir fotos, notas, claves WiFi o atajos de teclado por poner algunos ejemplos. Sin embargo, también es una obvia merma de privacidad personal (pueden ver tus fotos, saber dónde estás por GPS, etc.). Así que si decides compartir tu ID de Apple con alguien, debes ser consciente de que estás dejando una parte muy íntima de ti en manos de otra persona y más te vale que no tengas nada que ocultar. No sea que acabe una foto tuya en situación embarazosa en el móvil de tu pareja, tu padre o tu suegra, por un poner… 

Vía: Happy Place 

Anterior Multitarea para iPad: ¿es buena idea o no? [OS Experience]
Siguiente Apple y Google firman la paz en su lucha de patentes

Un comentario

  1. Pako
    17 de mayo, 2014
    Responder

    Se puede compartir la cuenta para la appstore, y para la cuenta de icloud cada uno tener la suya, y así solo tu ves tus fotos en streaming y solo a ti te llegan los mensajes de imessage.