Apple gana casi un 30% más este año y Samsung se hunde desde 2012


Esto es lo que se desprende de las cifras que se indican en el informe del Wall Street Journal: Apple acapara un 92% de los beneficios del mercado (desde el 65% del año anterior) vendiendo sólo el 20% de los teléfonos a nivel mundial. Estas cifras han sido tomadas contrastando un mercado en el que, por otro lado, la mayoría de los fabricantes no tienen beneficios e incluso en la mayoría de los casos, pérdidas.

Apple-vs-Android

Publicidad

Es decir, que hay que leer las cifras con atención: ese 92% de beneficio (share) es en relación a un mercado en el que los beneficios prácticamente se los quedan ellos y Samsung, que alcanza un 15% (recordemos que estamos hablando de la comparación entre todas las compañías del sector a nivel mundial), con lo que entre las dos superan a todas las demás en beneficios. Estas cifras hay que tomarlas en perspectiva: en 2012, ambas empresas compartían un 50/50 de los beneficios, más o menos cuando comenzaron los problemas de Samsung en la venta de smartphones y el inicio de la cadena de pérdidas trimestrales que han llegado hasta el momento actual. Ya naturalmente, no podemos olvidar que Nokia llegó a tener dos tercios del mercado para ella sola. A veces, la Historia duele…

Estos datos pueden tener una cantidad de interpretaciones diferentes bastante amplia. Apple está pudiendo vender cantidades muy grandes de teléfonos a más de 600 dólares la unidad de media, mientras que la media del teléfono Android es de 185 dólares más o menos. Naturalmente, se venden muchos más Androids que iPhones, pero lo que se pone de manifiesto en este estudio es que los fabricantes en general no ganan o pierden directamente dinero vendiendo sus terminales. Las causas de este aparente conflicto entre precio y ventas son muy diversas, pero no podemos olvidar que es un fenómeno bastante curioso que antes del smartphone no ocurría: Nokia tenía un negocio muy bien establecido en el que compartía su sistema con otras empresas y todos tenían unos beneficios razonables (aparte de existir una cantidad sensiblemente menor de compañías ya que los chinos aún no habían despuntado como fabricantes tecnológicos).

apple-samsung-trial

Ahora todo es totalmente diferente, ya que por un lado tenemos una polarización brutal entre Apple y Google, que no permite a nadie más entrar (de momento al menos) en un mercado tremendamente saturado. Por otro, Android ha generado una dinámica que hace que si no vendes más barato que el que vende más barato no vendes, y eso supone tener pérdidas. Incluso los chinos, que tienen un mercado cautivo donde consiguen beneficios (recordamos que el informe es a nivel mundial), tienen serios problemas para salir de él (razón más que probable por la que no salen prácticamente de China). Y si a eso le sumamos a los propios chinos, que han saturado el mercado de terminales increíblemente baratos, llegamos a un panorama en el que Samsung está teniendo serios problemas para mantener el tipo, siendo los únicos que de momento lo están manteniendo.

Ninguno somos adivinos y no sabemos qué va a ocurrir en el medio o largo plazo. Pero esto parece que romperá por algún sitio, y de momento no parece que lo vaya a hacer por el lado de Apple. Android se encuentra en una encrucijada en la que siendo el sistema más usado del mundo (como lo fue Nokia hace no tanto), es también el que menos beneficios da, y esto puede suponer un abandono masivo por parte de muchos fabricantes que pueden estar esperando como agua de mayo la aparición de un sistema novedoso como FirefoxOS (que nunca llega) o algún otro del mismo tipo. Sin embargo, esto no es garantía de nada, ya que pueden caer en la misma dinámica destructiva, y sin un sistema operativo apoyado por una empresa fuerte como Microsoft (que todavía no suelta prenda), la situación es cuanto menos precaria. De aquí a un tiempo, el crack que puede suceder en este mercado puede ser tan importante que genere una crisis en si misma, al menos en el sector, cuya burbuja está tan hinchada que es posible que cualquiera la pueda explotar. Ojo: eso no le interesa necesariamente a Apple.

(Y no es por hacer más leña del árbol caído, pero este artículo de ZDNet nos ejemplifica algunas razones de la deriva de Samsung con su último teléfono. Y no es que ZDNet sea un medio pro-Apple precisamente…).

Vía: MacRumors

Anterior 8 aplicaciones gratuitas por tiempo limitado (14-julio-15)
Siguiente Flash, Google y otras cosas de comer

Sin comentarios