Apple también se aprovechó de los beneficios fiscales de Luxemburgo


Entre los muchos escándalos políticos y financieros que nos rodean últimamente, la semana pasada destacó uno por su alcance internacional. Alrededor de 300 empresas multinacionales habían llegado a acuerdos con Luxemburgo para pagar menos impuestos. Entre las más destacadas, Amazon, Ikea, Fiat, FedEx o Pepsi. Pero también Apple, que desde hace tiempo está siendo investigada también por sus acuerdos con el gobierno irlandés.

Luxemburgo

Publicidad

Si en Irlanda Apple tributa por el impuesto de sociedades del área de retail (las Apple Stores europeas, tanto físicas como online), en el país centroeuropeo la compañía paga por los ingresos generados en iTunes Store. Gracias al acuerdo vigente desde septiembre de 2008 hasta diciembre de 2013, la tasa era del 1,2%, mucho menos del 29% que tendría que pagar sin este acuerdo. Otras empresas tenían condiciones todavía más ventajosas. Por ejemplo, FedEx tenía un gravamen del 0,25% sobre sus ingresos.

Apple derivó a Luxemburgo dos tercios de los ingresos generados por iTunes, pagando solo 25 millones de dólares en impuestos sobre los 2050 millones de dólares ingresados por el servicio online. Una vez concluido el acuerdo el año pasado, Apple centralizó este concepto también en Irlanda.

Recordemos que estos acuerdos perjudican sobre todo al resto de países miembros de la UE que no pueden competir en igualdad de condiciones con estos paraísos fiscales. Parece que, por fin, la Comisión Europea se ha puesto seria en este sentido, aunque hay un pequeño detalle que podría complicar la investigación: el nuevo presidente de la CE desde el pasado 1 de noviembre es Jean-Claude Juncker, curiosamente ex-primer ministro de Luxemburgo.

Vía: Cult of MacCordis

Anterior 7 aplicaciones gratuitas por tiempo limitado (11-nov-14)
Siguiente Overcast ya está disponible para iPad

Sin comentarios